jueves, 7 de junio de 2007

Manual para ser niño

¿Qué es lo necesario para ser un niño?... bueno, primeramente desobedecer a los padres, después continuar divirtiéndose con el juguete que más les guste… o al menos es lo que García Márquez, en su escrito “Manual para ser niño” señala atinadamente.

El tema es pertinente pues, como se tocó el tema en la última sesión (ya hace tanto tiempo que no recuerdo la fecha) acerca de la vocación y las aptitudes, este texto de Márquez debería ser incluido en la antología, y no bromeo cuando lo digo. No plantea las teorías filosóficas para la respuesta a qué es la vocación (ya saben, un análisis de las raíces etimológicas y similares), tampoco se fundamenta en teóricos súper reconocidos mundialmente atemporales (alias vacas sagradas) o plantea reflexiones existenciales intensas. Por el contrario, el estilo de Márquez se caracteriza por dos aspectos admirables: la sencillez y concreción, sin dejar de lado la belleza de las reflexiones y el lenguaje. Y en este texto no es la excepción al hacer una profunda reflexión acerca de lo que es la vocación, las aptitudes, el papel de la escuela, la familia y todo el sistema social que rodea a la infancia y sus aspiraciones.

Hace un análisis de la situación de Colombia en torno al fomento de las artes: la educación artística no es lo mismo que enseñanza artística. De igual forma vocación no es lo mismo que aptitud. Como señala el autor, tristemente la escuela actual no fomenta ni lo uno ni lo otro, por el contrario, su lucha es por el exterminio de toda creatividad artística. Este análisis, fácilmente es posible ubicarlo en cualquier área geográfica de México sin que pierda validez, se aplica a todos por igual, con las mismas problemáticas y soluciones casi inexistentes.

Está dividido en 4 partes, introducción y 3 subtemas (La vocación sin don y el don sin vocación, Las ventajas de no obedecer a los padres y ¿Con qué se comen las letras?), 5 páginas, 2545 palabras, qué más puedo decir, es corto, pero no breve, las reflexiones emanadas de ahí son extensas y abarcan mucho de nuestro entorno educativo, por lo que debe interesarnos.

Lo que pretendo con esta entrada en el blog es que se tomen un tiempo (20 min es más que suficiente) para leer este texto...lo disfrutarán.

Versión en línea
Versión PDF
Versión DOC

1 comentario:

SHERYL dijo...

muy bueno!!! hecho, la vocación se construye!!! y se reconstruye!!
esto se me hace importante de la vocación en los niños y el papel de nosotros como maestros:
"Y tal vez no lo sepa nunca, pero su destino puede ser mejor si alguien lo ayuda a descubrirlo."